jueves, 19 de enero de 2017

Bizcocho invisible de manzana




Curiosa receta y descubrimiento de esta semana, “bizcocho invisible” “tarta invisible”, por lo que he leído el termino viene del francés y se denomina así a ciertas tartas con mucha fruta y poco del resto de ingredientes, sobretodo de azúcar.

También es típica encontrarla de pera y ya si te pones de cualquier fruta que te propongas. Otra razón básica para que se llame así el postre es porque la fruta tiene que ir laminada muy finamente, realmente su aspecto recuerda en todo momento a una tortilla de patata.

Recomendable para hacer y disfrutar con un buen vaso de leche fresquita.

Bizcocho invisible de manzana

Ingredientes

  • 1 kg de manzanas reineta
  • 2 huevos
  • 100 gr. de harina de trigo
  • 90 gr. de azúcar moreno
  • 60 gr. de mantequilla
  • 1 sobre de levadura (10 gr.)
  • 130 ml. de leche
  • ½ ramita de canela
  • ½ vaina de vainilla
  • Cáscara de ½ limón
  • Mermelada de albaricoque

Elaboración

Cuece durante unos minutos la leche con la canela, la vainilla y la cáscara de limón. Deja enfriar por completo y retira los ingredientes que le han añadido aroma y sabor.

Con las varillas eléctricas bate la mitad del azúcar con los huevos alrededor de 4 minutos, la mezcla tiene que estar espumosa, añade entonces la mitad de la mantequilla (derritida), la leche ya fría, por último la harina junto a la levadura. Reservar.

Lava, pela y descorazona las manzanas; con la ayuda de una mandolina haz láminas de manzana, lo más finas que se pueda. Esta parte es la más lenta de todo el proceso, pero es básico para luego su cocción.
Mezcla las manzanas laminadas con el preparado elaborado anteriormente. Forra el molde donde se vaya a cocer con papel vegetal, úntalo con el resto de mantequilla y espolvorea el azúcar que también reservamos. Echa la mezcla y con la ayuda de una cuchara alisa la superficie.

Cuece en el horno precalentado a 200ºC durante 55 minutos, los últimos 20 con calor arriba también, evitando que se queme.

Cuando lo retires del horno y hayan pasado unos minutillos, barnízalo con mermelada de albaricoque y listo. 

Esta tarta es mejor consumirla en el mismo día e incluso templadita, pero vamos, que no será difícil si en casa hay amantes de las tartas de manzanas.


 


Esta idea esta tomada de "Sophie Bakery", gracias!!!




No hay comentarios:

Publicar un comentario