jueves, 15 de enero de 2015

Sobaos tipo Pasiego





Tenía muchas ganas de presentar la receta de hoy,  ya que en casa nos encanta este bizcocho de tradición cántabra, no lo he hecho antes porque no había encontrado el papel de barba o papel encerado que se recomienda para hacerlo de manera individual. Después de recorrerme varias papelerías tradicionales del barrio, llamar a tiendas de papeles antiguos y visitar diferentes supermercados decidí hacerlo en un molde rectangular y después cortarlo.

He leído en algún otro blog que con papel vegetal se puede hacer los moldes, pero al ser una masa líquida preferí no arriesgarme y evitar que los sobaos acabaran al fondo del horno y ha sido una gran idea porque hemos podido disfrutar de este manjar y seguro que en breve haré más.

Los Sobaos son típicos del Valle del Pas, Cantabria, parece ser que en sus inicios era un pan hecho a partir de harina y mantequilla de las vacas pasiegas, el sabor dulce vino más tarde y de hecho antes de usar azúcar lo realizaban con miel. En algunas recetas además pone que lleva un poco de ron, desde la web que yo tome los ingredientes decía que ella no lo usaba y la verdad es que no lo necesitan.

Algo muy importante: que la mantequilla sea de verdad de buena calidad, merece la pena gastarse más dinero y comprar una mantequilla gourmet, sino los sobaos se parecerán a los que puedes comprar en cualquier súper, le faltará ese sabor a mantequilla tan típico de esta receta. Yo utilicé una mantequilla de la cooperativa CADI y quedé muy satisfecha con el sabor. También es importante que los sobaos se hagan por lo menos un día antes de consumirlos, para que rebajen el aroma del limón y la mantequilla sea más protagonista. 

En todas las recetas que he visto se marca la misma cantidad de harina, mantequilla y azúcar, yo reduje la cantidad de ésta última y salió perfecta.

Sobaos tipo Pasiego

Ingredientes

  • 250 gr. de buena mantequilla
  • 190 gr. de azúcar blanca
  • 250 gr. de harina de trigo
  • 1 sobre de levadura en polvo
  • 3 huevos
  • 1 pizca de sal
  • Ralladura de medio limón pequeño


Elaboración

Con la ayuda de las varillas eléctricas o manuales se bate la mantequilla que está levemente derretida sin llegar a líquida, con el azúcar hasta unificar bien los dos ingredientes, después se incorporan los huevos, uno a uno.
Seguidamente la ralladura de limón y por último todos los secos: la harina, la levadura y la sal. Debe quedar bien mezclado. 

Ya sólo queda colocarlo en el molde que hayáis elegido e introducirlo al horno previamente calentado a 180ºC durante 30 minutos. Yo sólo tuve el calor abajo casi todo el tiempo, para no tostar mucho y ya en los últimos 7-5 minutos también arriba y la verdad es que salieron calcados jijiji.

Pues nada ya tenéis el desayuno del sábado, eso sí con un buen vaso de leche.


 









Gracias a Bavette.es por la receta

No hay comentarios:

Publicar un comentario