jueves, 5 de septiembre de 2013

Mermelada de Melocotón




Primeros días de septiembre… siempre son días en los que una tiene que adaptarse de nuevo a la rutina, sobretodo si ha estado un mes entero de vacaciones y has desconectado por completo, como es mi caso. Espero que vosotros también hayáis disfrutado de estos días veraniegos.

Aunque en estas semanas no he publicado ninguna receta, he seguido disfrutando de la cocina y sobretodo de las frutas de temporada, he hecho mermeladas, tartas… bueno durante estos meses lo iré subiendo al blog.
De todas estas recetas no me he podido resistir a empezar con una mermelada clásica y deliciosa: la mermelada de melocotón. Ahora siguen en plena temporada  por lo que están en su máximo esplendor. Así que os invito a que preparéis esta sencilla receta y así poder disfrutar de su aroma y color, tan cálido que parecen los reflejos del sol , que iluminarán los desayunos del invierno.

Yo además de disfrutar de la playa y la buena compañía, he comido unos melocotones de la huerta murciana… creo que puedo decir que los mejores que recuerdo, eran pura agua, parecía que comía melocotones en almíbar, qué delicia.

Ahhhh! Un bonito y gran recuerdo que tengo ligado a la mermelada de melocotón casera: los días de verano que pasaba en casa de una tía abuela en Navaluenga (Ávila), nunca se me olvidará el olor y el sabor de esos desayunos, puesto que el valle del río Alberche también es buena huerta.

Y por último un poco de información que siempre viene bien: Prunas Persica, así lo llamaron los antiguos, fueron los romanos quienes introdujeron este árbol a Europa desde Persia. Ricos en carotenos y por consiguiente un buen antioxidante para nuestras arterias, puede convertirse en nuestro gran aliado para la vuelta a la rutina, que con un poco de dulce se lleva mejor ¡Feliz Septiembre!
 
Mermelada de Melocotón
 
Ingredientes

  • 1 kg. de melocotones
  • 1/4 de kg. de azúcar
  • El zumo de un limón


Elaboración
La preparación de mermeladas y confituras no es dificultosa, simplemente se necesitan buenos ingredientes y tiempo. Lo primero que haremos será lavar los frutos, trocearlos y colocarlos en la cacerola donde se van a cocinar. Se incorpora el azúcar y el zumo de limón, se tapa y se deja macerar 15 minutos.
Pasado este tiempo a fuego no muy alto se dejan al menos 1 hora, removiendo de vez en cuando para evitar que se pegue al fondo del recipiente. Truco: utiliza una cazuela lo bastante grande para evitar que se derrame al cocer.

Cuando  gran parte de la fruta se ha deshecho y tiene textura de más cremosa se retira del fuego y con la batidora se tritura hasta homogeneizarla.

Ahora simplemente falta que se enfríe para poder guardarla en tarros de cristal.

Simplemente una delicia, ¡ya sólo falta que te animes!





6 comentarios:

  1. Me encantan las mermeladas caseras aunque curiosamente la de melocotón no la he hecho nunca.

    Laura (Dieta para glotones)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues entonces no puedes esperar, te la recomiendo enormemente.... es todo un placer!!!

      Muaaaa

      Eliminar
  2. ¡Qué ricas las mermeladas! y si son caseras mucho mejor. La demelocotón es una de nuestras favoritas Un saludo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y que buenas salen!!!! Desde que las hago en casa ya no compro ninguna jejejejeje. Somos muchos los fans de esta mermelada jejejejejeje

      Un dulce saludo!!!

      Eliminar
  3. Aissss que buenísima pinta tiene tu mermelada, que sepas que nos quedamos por aquí y te recomendamos nuestro blog también ^^

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Siiiii, muchas gracias por quedaros por aquí!!!! También me encanta el vuestro!!!!
      Un saludo!!!

      Eliminar